Dissone > All Posts  > ¿Cómo personalizar el baño de la casa?

¿Cómo personalizar el baño de la casa?

Hoy en día, dentro del diseño y la decoración de interiores, hay un elemento que se destaca y que es cada vez más buscado: la personalización. En un contexto de diseños estándar, personalizar las prendas del ropero y personalizar los ambientes de la casa se están convirtiendo en prioridades.

Lo que se conoce como la personalización del diseño de interiores supone adecuar los mismos al estilo de vida, a los gustos, a las necesidades y al modo de relacionarse de las personas que habitan en un lugar. Esto implica una adecuación de los distintos elementos que conforman el hogar. Incluye desde la distribución del espacio hasta la elección de los colores y de los detalles que ocuparán lugar en cada espacio. Todo, hoy en día, es susceptible de ser personalizado, de reflejar la identidad.

¿Es posible un baño personalizado?

No obstante, cuando se habla de personalización de los espacios y de la decoración de los ambientes de la casa, hay uno que tiende a generar mayor complejidad que otros. Nos estamos refiriendo al baño. El baño es uno de los ambientes más complejos, donde se tiende a creer que las posibilidades de personalización son menores. Pero esto no es en absoluto cierto.

Pintar

Una de las formas de personalizar el baño es a través de la pintura. En general, se tiende a pensar que hay ciertos colores que son básicos y perfectos para el baño. Si se quiere innovar y adecuar este ambiente tan importante a los gustos personales, lo que se puede hacer es romper las reglas de los colores.

Si hay reglas, es porque están preparadas para romperse. Por eso, una buena alternativa es pensar colores que se adecúen a los gustos y a la personalidad de la persona que va a habitar esa casa y ese baño, aunque no sean colores típicos. De hecho, se puede utilizar más de un color, dividiendo la pared al medio con un color distinto abajo que arriba, o pintando la puerta de un color diferente.

Grifería

Otra buena manera de personalizar un baño es cambiando la grifería. Se pueden elegir grifos de distintos colores y formas, que escapen a lo tradicional. Así, se puede conseguir un baño distinto de lo normal, pero en función de los gustos personales de la persona.

Plantas

Las plantas dan vida a los espacios. Además, son ideales para neutralizar los malos olores. Si bien es cierto que no todas las plantas son buenas para los baños, hay algunas que sí lo son. Se puede indagar en esta cuestión y elegir plantas para poner en esta habitación de la casa tan controversial, para así poder darle un toque personal y lleno de vida.

Sublimación

Por último, la sublimación, como técnica de personalización de prendas será nuestra mejor amiga en estos casos. Con ella, podemos personalizar las toallas y toallones, como así también otras telas que se quieran incorporar en el baño, como pueden ser, por ejemplo, fundas para el inodoro. Así, se pueden elegir colores y diseños de lo más variados, distintos a lo que conseguiríamos en las tiendas tradicionales.